martes, 11 de marzo de 2014

Tres

Bebemos café y cruzamos miradas,
Nos invade el placer, te sonroja el saberte deseada. 

Un desnudo se dibuja en tu mirada,
Sorbes café, sorbes más saliva, te sientes atormentada.  

Te miro deseando tu espalda,
Cambias de piel, cambias de amor, cambias tu mirada.

Se enciende la piel bajo tu falda,
Un poco de amor, un poco de pasión te hace falta.

Aclaras tu garganta, sonríes sonrojada, agachas la mirada, deseas su cama.
Deseo ser yo, quien cuide de ti por las mañanas. 

Se detiene el reloj, hemos bebido el café y tú como si nada,
Quién fuera el edén que dibujas en las noches largas…

Te acercas a mí, te despides por fin y me besas agitada,

Te vas por ahí, caminando así, intercambiando más que miradas.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada